REPORTAJE: ÚRSULA DÍAZ

HISTORIAS DE VIDA / 22 noviembre, 2013

Ursula
En 2013, la montañista catamarqueña llegó a la cumbre del Everest y se convirtió en la segunda argentina en lograrlo. Sin embargo, la relación de Úrsula Díaz con las montañas va más allá de los 8.848 metros de altura. ¡La entrevistamos para la última edición de Ochentamundos!

La montaña es mi fiel compañera –dice Úrsula –. Admiro su figura y todos los días quisiera descubrir algo de ella, cada rincón que la pinta. No todo es hacer cumbre.

Cuando Dolores Yomha, la periodista que la entrevistó para la última edición de Ochentamundos, le preguntó cómo había vivido sus días en el Himalaya, Díaz confesó que, al principio, fue todo una revolución. “El contraste de culturas, cruzarme con gente que siempre admiré, y pensar en lo que venía. En la parte física, siempre me sentí segura, pero son muchos días en el Campo Base y la espera se hace dura, por lo que en la etapa final, la presión más fuerte es la parte psicológica.

Sin embargo, detrás de esta experiencia, Úrsula vivió otras tantas que marcaron su historia. Cuando tenía 13 años, la vida le dio un zarpazo y no tuvo tiempo de reacción: su mamá falleció y ella tuvo que hacer de hermana-madre para ayudar a Paco, su padre. “Fue duro porque no tenía mucho tiempo libre y sentía la ausencia de mamá.

Probablemente, la característica más sobresaliente de Úrsula sea la fortaleza. Por eso, con el paso del tiempo se fue convirtiendo en una montañista aguerrida, que siempre vive la Naturaleza con gran sensibilidad. Ahora planea completar las Siete Cumbres y desde Ochentamundos la seguimos paso a paso.

Podés leer el reportaje en la edición #15 de Ochentamundos, que ya está en los kioscos y en nuestros puntos de distribución.


Etiquetas: , ,




Nota anterior

ENTRE DESIERTOS Y SALARES

Siguiente nota

KON-TIKI: CINE DE SÚPER ACCIÓN





Capaz que te interesa


Más historia

ENTRE DESIERTOS Y SALARES

[end_tabset]

14 November, 2013