¿QUÉ ES EL TURISMO SUSTENTABLE?

Destacada / MEDIOAMBIENTE / 30 marzo, 2017

 

El turismo sustentable incluye el cuidado del medioambiente, pero es mucho más que eso. Se trata de una actividad que busca generar el menor impacto posible en el medioambiente y la cultura del sitio que se visita, pero también promueve la participación de todos los actores.

Una definición un poco más estructurada, dice que el turismo sustentable reúne a aquellas actividades turísticas respetuosas del medio natural, cultural y social, y que permite disfrutar de un positivo intercambio de experiencias entre residentes y visitantes. Además, la relación entre el turista y la comunidad es justa y los beneficios de la actividad es repartida de forma equitativa, y los visitantes tienen una actitud verdaderamente participativa en su experiencia de viaje.

Para ponerlo en un ejemplo cercano, imagínense visitando Antofagasta de la Sierra, en el altiplano catamarqueño.

Un ejemplo de práctica de turismo convencional sería llegar al pueblo de la mano de una agencia de viajes y su guía, alojarse en la hostería, salir a dar una vuelta por sus calles y, al día siguiente, seguir viaje.

Un ejemplo de práctica de turismo sostenible sería que, una vez en Antofagasta, se contactara a un guía local; que ese guía nos cuente sobre el lugar, su gente y su historia y que nos lleve a la casa de un vecino que hace artesanías o comidas regionales, y que nos permita un acercamiento con el poblador del lugar. Luego, a la hora de salir a recorrer los volcanes y salares que rodean Antofagasta de la Sierra, lo hagamos con el guía de la zona; muchas veces, quien más experiencia tiene en outdoor es el de la agencia (por su formación y su experiencia); sin embargo, el aporte del guía local en una salida de trekking tiene un valor diferente y muy valioso. Desde el punto de vista del turista “sostenible”, es fundamental tener una actitud de abierta interacción con la gente del lugar y su entorno. A esta altura del siglo XXI, hablar de cuidar el medioambiente (tener una actitud amigable con el entorno) es una afirmación de perogrullo, pero vale recordarlo: el turista sostenible no arroja basura, procura generar el menor impacto posible (por ejemplo, en un trekking, caminando sólo por la huella marcada), evitando molestar a la fauna, sin traerse nada que no sea una buena experiencia (no traer fósiles ni arrancar flores, por ejemplo).

“En el turismo sustentable, todos se benefician. Todos los actores viven una experiencia de sana interacción.”

A veces parece que cuidar el medioambiente es dejar de hacer un sinfín de cosas divertidas. Sin embargo, el objetivo del turismo sustentable es que ese lugar que visitamos pueda ser visitado por muchas personas más sin que sea modificado; que la gente del lugar esté feliz de recibirnos porque siente que lo que hace es valorado y retribuido. En definitiva, todos nos beneficiamos, todos los actores viven una experiencia de sana interacción.

Algunos ejemplos de turismo sustentable en la actualidad son:

-El Mojón: es una comunidad que vive a la vera de la ex ruta 40 en Salta (que une San Antonio de los Cobres con Salinas Grandes). El representante es Sandro Llampa (en la foto de arriba) quien, junto a su comunidad, tiene un restorán donde venden unas empanadas riquísimas, un museo Inca y hasta una hostería. El entorno bien de altiplano es inmenso, colorido. Y ellos son unos amables anfitriones. Sandro te guía a lugares inhóspitos y poco visitados.

-Hornaditas: probablemente sea la primera familia que decidió recibir turistas en su casa. Son los Lamas y están a 17 kilómetros de Humahuaca (a pocos metros de la RN9). Héctor y Clarita prepararon su hogar para recibir viajeros. Comparten con ellos sus actividades diarias (cocinar, arriar cabras, cuidar la huerta, teñir lanas) y además los llevan a sitios turísticos de la Quebrada de Humahuaca.  Contacto: clara_hornaditas_04@hotmail.com

-Villa Pehuenia: la comunidad mapuche Puel-Calfuqueo administra una estación de esquí en las laderas del cerro Batea Mahuida, en Villa Pehuenia, Neuquén. El proyecto es único en el mundo, ya que a fuerza de mucho trabajo, los mismos integrantes de la comunidad se formaron como instructores de esquí.

-Los Nacimientos, Catamarca: es una comunidad que vive a 35 kilómetros al norte de Antofagasta de la Sierra, y sueña con abrirse al turismo. Su gente es de una calidad humana única y, con poco apoyo del Estado, intenta tener una oportunidad para recibir viajeros. Hay pocos lugares tan bellos y prístinos como esta parte del altiplano de Catamarca. El contacto es Felipa Mamanis (tiene Facebook).

-Red de turismo campesino de Salta: agrupa a varias comunidades de la zona de los Valles Calchaquíes. Mirá toda la info en este link.

Caro Lamas, de Hornaditas, juega con un turista italiano en el patio de su casa.







Nota anterior

¿Vas a correr a La Cumbrecita?

Siguiente nota

Los 10 mejores viajes de aventura




Más historia

¿Vas a correr a La Cumbrecita?

Dentro de dos semanas se corre la The North Face Endurance Challenge en La Cumbrecita. Si es tu primera carrera de trail,...

22 March, 2017